miércoles, 4 de abril de 2012

Todo siempre será ayer

A lo largo de la historia el fenómeno de la moda ha despertado el interés de numerosos pensadores y literatos. Voltaire, Simmel, Baudelaire, Gabriel de Tarde, Bourdieu, Alberdi... En nuestros días, con la emergencia de las industrias creativas, la moda se mezcla con la música, la literatura, las artes visuales y performáticas. Se mezcla siendo aceptada, siendo evidente que ya no es simplemente ropa. La moda vehiculiza un sentido que la hace pertenecer a la esfera de las formas de producción estética del mundo.

Pero...Si la moda es más que ropa ¿entonces de qué se trata? ¿qué lugar ocupa en el movimiento irrepetible de los cuerpos? Es el instante evidente y pretendiente de la fuga del espíritu moderno... Es evidencia de la inquietud, la ansiedad, la inacabable muerte de la vida moderna, o la eterna muerte de la modernidad... inmortal e imposible.

Vivimos un fenómeno que nos excede e incluye, que nos pone frente al espejo de vivir en el presente que se proyecta, que es actual en pasado y pasado recuperado. Pero que nunca es actual... La vida se multiplica por todos lados y la moda se multiplica en cada gesto, en cada disposición y todo es nuevo y todo siempre será ayer.







2 comentarios:

  1. me encanto este post! nunca me deja firmar xq no tengo la cuenta de gmail activa. q mala q soy en esto. pero estoy siemore presente, lo sabes!!!!

    todo siempre será ayer. pucha q tenemos una responsabilidad enorme! mas nos vale!

    ResponderEliminar
  2. Cocó! vaya q la tenemos difícil, pero contigo cierro los ojos y me dejo llevar, siempre!

    :)

    ResponderEliminar